Hacienda

il’carpino

Hacienda: Il’carpino

Ubicados en San Floriano del Collio, cerca de la frontera Eslovena, en una tierra especialmente adecuada para el cultivo de la vid. Il Carpino nació con su marca y su primer sello en 1987, a fines de los años 70 cuando Silvano, padre de Anna abandonó su negocio como comerciante de frutas y verduras para dedicarse al campo, iniciando así la producción de vino y ventas al granel, al fallecer, su hija en compañía de su esposo Franco Sosol adquieren la propiedad y continúan la producción dedicarme totalmente a la viña y al sótano hasta las 17 hectáreas actuales.

El enfoque orientado a la familia del que presume esta empresa, permite controlar todas las etapas del proceso, desde la elaboración del vino hasta la comercialización del producto. Son considerados agricultores y ser agricultores hoy en día implica una gran responsabilidad porque significa ser testigos e intérpretes del propio territorio, pero también custodios del paisaje.

Ubicados en San Floriano del Collio, cerca de la frontera Eslovena, en una tierra especialmente adecuada para el cultivo de la vid. Il Carpino nació con su marca y su primer sello en 1987, a fines de los años 70 cuando Silvano, padre de Anna abandonó su negocio como comerciante de frutas y verduras para dedicarse al campo, iniciando así la producción de vino y ventas al granel, al fallecer, su hija en compañía de su esposo Franco Sosol adquieren la propiedad y continúan la producción dedicarme totalmente a la viña y al sótano hasta las 17 hectáreas actuales.

Territorio

El principio de cultivo de la vid se basa en el respeto por la naturaleza, las plantas y el paisaje, con la creencia de que estos factores son interdependientes y, por lo tanto, es esencial optimizarlos. Se presta la máxima atención al viñedo, tratando de mantenerlo saludable excluyendo el uso de herbicidas, productos químicos y, si es necesario, utilizando solo productos para la agricultura orgánica.

Excluyendo el uso de productos químicos sintéticos y con la labranza mínimamente invasiva, tratando de mantener la fertilidad natural y la identidad de origen de la vid, así como la salud y naturalidad de la viña. Todo esto lleva a una relación armoniosa con el medio ambiente ayudando a obtener una uva natural y luego un vino también natural.

La tipología del suelo está compuesta de arcilla y la llamada “ponka” que le da a los vinos la mineralidad de la cual son ricos.
La filosofía de la empresa está dirigida a una producción de vino respetuosa con el territorio, rigurosa en la gestión de los viñedos y cuidadosa en el cuidado de los vinos en bodega.

Las variedades se eligen cuidadosamente en relación con la posición del suelo, plantadas solo donde pueden crecer de la mejor manera. De importancia fundamental es la densidad de las vides por hectárea y la producción de uvas por vides, que deben ser muy limitadas para obtener la máxima calidad

El enfoque orientado a la familia del que presume esta empresa, permite controlar todas las etapas del proceso, desde la elaboración del vino hasta la comercialización del producto. Son considerados agricultores y ser agricultores hoy en día implica una gran responsabilidad porque significa ser testigos e intérpretes del propio territorio, pero también custodios del paisaje.

DIRECCIÓN

Calle 63A # 19A - 29
Bogotá, Colombia

CONTACTO

info@sestierdivenezia.com
(+57) 300 247 0378

(+57 1) 702 32 36

VINOS ITALIANOS

Abrir chat
¡Bienvenido! ¿En qué puedo ayudarte?